miércoles, 15 de noviembre de 2006

SIN PEDIR PERMISO

No pidió permiso
y le concedieron el premio
de literatura

No pidió permiso y entró
en el alma
de los amigos

No pidió permiso
y vivió amando
entre sueños y realidad

Al final
sin pedir permiso
paso de la vida a la muerte
y entonces
le concedieron permiso...

© Luis Vargas

1 comentario:

José dijo...

Excelente, amigo. Abrazo